Menu

Escuche Radio América

La Iglesia Universal del Reino de Dios

La Iglesia Universal del Reino de Dios, es una congregación supuestamente cristiana, que se originó en Río de Janeiro, Brasil en 1974. Su fundador es Edir Mazedo Bezerra, a quien se le conoce mejor como el Obispo Macedo. Es un grupo neo-pentecostal, cuya doctrina está centrada en la “Teología de la prosperidad”.

Sus creencias unen aspectos tradicionales de la predicación evangelística y elementos propios de la cosmogonía Umbanda, la que enseña y defiende la unidad racial y religiosa. Promueven la tolerancia a todos los cultos y credos pues creen en el principio común que anima a todos. Según ellos esta unidad resurgirá tal como en el inicio de los tiempos, cuando la humanidad compartía los fundamentos de la Proto-Síntesis Cósmica generadora de todo el conocimiento humano y doctrina mayor de amor y sabiduría.

Ven a la humanidad como una sola familia que trasciende límites geográficos del nacionalismo exclusivista. Aseguran que luchan con denuedo para derrumbar todas las barreras nacidas de la ignorancia y de la abominable intransigencia que separan hombres, razas, naciones, continentes, filosofías, ciencias, artes y religiones. Pero en síntesis, su doctrina y prácticas se resume en tres cosas: curación, exorcismo y prosperidad.

Si bien en su proclamación oficial se reconocen como una iglesia evangélica, que sigue y predica las enseñanzas fundamentales emanadas de la Reforma Protestante, son muchas las diferencias que la apartan de la iglesia protestante. En sus reuniones no se utiliza la Biblia como la guía principal, tampoco en sus programas de radio. No enfatizan las doctrinas fundamentales del evangelio, pero sí citan versículos muchas veces fuera de su contexto. Son muchas las herejías que practican, permítame mencionar las más importantes:

• La autoridad de sus líderes se basa en una jerarquía rígida, con poderes unipersonales.

• Consideran que la autoridad de sus líderes ha sido delegada por el propio Dios.

• Aseguran que todos los males de cualquier especie son de origen demoníaco.

• Que la sanidad es un derecho adquirido por medio del Señor Jesús.

• Que el pastor tiene el don de sanar a aquellos que están incapacitados de creer y que puede actuar independientemente de la fe del enfermo.

• Enseñan que la liberación completa sólo se consigue con la participación en la vida de su iglesia.

• Que solamente en las reuniones se reciben las principales bendiciones.

• Asimismo enseñan que el bautismo en agua por inmersión, es la condición indispensable para todas las bendiciones.

• En el bautismo, el pecado es sepultado y no tiene más dominio sobre el creyente.

• Afirman que en la participación de la Santa Cena, el pan, que simboliza el cuerpo del Señor, da total salud física, y el vino, que simboliza su sangre, da salud espiritual.

• Que todos los hombres son hijos de Dios.

• Practican una exigencia arbitraria y desmedida por diezmos y ofrendas. Incluso, el Obispo Macedo afirma que «el dinero es para la iglesia lo mismo que la sangre es para el cuerpo físico».

• Sus ceremonias están acompañadas por música estruendosa y ensordecedora.

• Practican las “cadenas de oración” en las que supuestamente expulsan los demonios de los poseídos.

Sus prácticas involucran ritos y elementos que más bien parecen ocultistas y que no tienen nada que ver con la tradición evangélica. Algunos son:

* Rosa bendita ungida: roja para cuestiones de salud, amarilla para la prosperidad y blanca para asuntos sentimentales.

* Aceite bendito ungido.

* Alianza bendita ungida.

* Semillas benditas ungidas.

* Agua del Río Jordán.

* Arena de la playa del Mar de Galilea.

* Aceite del Monte de los Olivos.

* Vara de Jacob.

* Pan bendito para asegurar la salud del cuerpo y el espíritu y también la prosperidad económica.

* Agua que bendicen a través de la radio o la televisión. Aseguran que todas las cosas bendecidas en las reuniones, cuando se llevan a casa, transportan la presencia de Dios para bendecir.

* Reparten trozos del “manto de Jesús”.

* Paquetes con sal.

* Rosa de Sarón.

* Fotografías de familiares ungidas con aceite santo y elevadas delante de Dios en actitud intercesora para obtener favores.

Sus miembros conforman dos categorías: los creyentes que asisten regularmente al culto y ofrecen distintas ofrendas, y los creyentes obreros y ordenados, quienes se dedican exclusivamente a la iglesia y afirman tener poder para curar y expulsar demonios.

Una iglesia similar y con el mismo nombre, también opera en África y en otros países más. En África los líderes aseguran que tienen poder para curar el SIDA y todo tipo de enfermedades. Que igualmente pueden proporcionar riquezas y poder. Durante las ceremonias que se llevan a cabo, se realizan imposiciones de manos violentas, toman a la persona por el cuello y la sacuden con violencia con el propósito de expulsar a los demonios causantes de las enfermedades.

Este tipo de exorcismo se lleva a cabo entre varias personas. Durante el exorcismo pronuncian imprecaciones contra Satanás. Al finalizar la ceremonia, ofrecen bendiciones en función del poder adquisitivo de cada asistente. Entre mayor es el dinero con que se contribuye, mayores son las bendiciones. Luego venden paquetes con algodón que se supone que al frotarlo cura las enfermedades.

En las reuniones dominicales generalmente, los pastores acostumbran a abrir una Biblia enorme, la ponen en el suelo y uno de los co-pastores pone sobre ella un montón de sobres blancos. Luego dice por ejemplo: «Esto es solo para aquellos que tienen fe, si usted no tiene fe, por favor no participe en esto. Lo que hay aquí son sobres blancos, y voy a bendecirlos. Quiero que meta dentro de él, no $20 dólares, ni $50, ni $100. Quiero que meta $500. Le aseguro que si lo hace, el Señor le bendecirá y le dará 100 por 1. Quizá ese sea todo el dinero que tiene para comer este mes, quizá está sin trabajo, pero no importa, hágalo por fe y le prometo que el Señor se lo devolverá multiplicado cien veces».

Lo más increíble es ver a cientos de personas acercándose para “invertir” su dinero en tal empresa. Asombra ver la respuesta tan masiva. Aparte de eso, piden la ofrenda y diezmos como algo muy distinto y hasta identifican a los que diezman entre los demás. Después anuncian la venta de cassettes, videos y CDs con canciones y oraciones. Luego participan de la Santa Cena y aunque la hacen con el pan, al celebrarla se predica la transubstanciación, ¡dan a entender que el vino y el pan, literalmente se convierten en la sangre y carne de Cristo!

Al concluir, proceden a bendecir rosas, saquitos con sal, algodones y otras rarezas y siguen los ungimientos con aceite al final, para todos los que quieran. En el salón de una de estas iglesias, tienen a la entrada un panel lleno de fotos, en donde se puede observar al equipo pastoral en diferentes lugares de la Tierra Santa, bendiciendo un “manto sagrado de Jesús”, ¡pero el manto es nuevo! En el centro se puede leer en un cartel: «Pueden venir a tocar el manto sagrado de Jesús».

En 1995 se consideraba que la iglesia en Brasil contaba con tres millones de miembros y más de 2.000 lugares de reunión. Asimismo que en el resto del mundo había más de 220 congregaciones. Según ellos, para 1998 la membresía ascendía a 12 millones de fieles en todo el mundo y ocho millones se encuentran en Brasil. En Brasil son propietarios de 30 emisoras de radio y la red de televisión Record de San Pablo.

Por todo esto y más la Iglesia Universal del Reino de Dios fue excluida de la Alianza Evangélica Portuguesa en 1992. En 1995 la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España se negó a reconocerla como comunidad evangélica.

Más en esta categoría: « Jihad ecuménico Exorcismo engañador »
volver arriba